domingo, noviembre 14, 2010

Como un corte de pelo universitario

.
Los poetas creen ser pitchers
cuando en realidad son catchers.
Jack Spicer


Todo sería muy simple si pudiéramos manejar nuestras metáforas a voluntad. No podemos.
.....Esto ocurre también con los poemas. Podemos empezar creyendo que estamos recreando una experiencia, que estamos intentando una mímesis, pero entonces el lenguaje toma el mando. De pronto las palabras tienen voluntad propia. Es como decir "quería ir a la iglesia pero el poema me llevó a las carreras de galgos".
.....La primera vez que eso me ocurrió me horroricé. Me llevó años admitir que el poema es más listo que yo. Ahora voy adonde él quiere.


Charles Simic
Traducción: Mirta Rosenberg
Diario de Poesía, no. 72, mayo a agosto de 2006.

No hay comentarios.: